lunes, 15 de octubre de 2012

Consejos de Feng Shui



Las consecuencias de la ausencia de determinados colores en los distintos ambientes.

La ausencia de un color en una casa no suele traer aparejadas mayores dificultades a menos que se trate de alguno de estos casos:

a) En el dormitorio de una pareja no debe faltar el color rosa... porque es un tono fuerte, poderoso, energético, y de vibraciones positivas. Promueve el entendimiento amoroso y es un gran armonizador.
b) En los dormitorios de adolescentes no debe estar ausente el color azul... porque simboliza la tranquilidad y seguridad que suele faltar en esta etapa de la vida.
c) En el dormitorio de un bebé no debe faltar el color amarillo... porque simboliza la alegría. Es un color tónico pero no excitante y se lo considera un escudo, por su capacidad para neutralizar las energías negativas.
d) En el dormitorio de un anciano no debe faltar el color anaranjado... porque simboliza la energía que suele menguar con el paso de los años.
e) En las salas de estar o living no debe faltar el co¬lor violeta… porque tiene propiedades sedantes. Es un gran pacificador y neutralizador que absorbe la negatividad del ambiente e irradia energía positiva.
f) Como el comedor es una zona importante, puesto que allí se reúne a diario la familia, nunca debe faltar el color verde... porque se relaciona con la armonía y el contentamiento, indispensables para amenizar el encuentro.
g) En los ambientes en los que se realizan actividades comerciales no debe faltar el color rojo... porque se lo asocia con lo beneficioso, con el empuje y con la fama.
h) En los ambientes en los que se cocina no debe faltar el color blanco... porque simboliza la pureza, el calor, la fuerza y la salud, condiciones que siempre están presentes en los rituales culinarios.

Reglas para lograr el equilibrio cromático en las casas y ambientes.

Para aplicar el arte del Feng Shui en la selección de los colores para pintar y decorar una casa, es importante conocer cómo podemos lograr que se combinen en forma equilibrada y armónica. Para esto vamos a conocer cómo se contrarresta, cómo se baja el efecto y cómo se equilibra la energía cromática de cada uno de los ellos.
Entonces, cuando en un ambiente se da el exceso de un color determinado aplicaremos el o los colores que lo contrarresten; cuando deseemos suavizar el efecto, aplicaremos el color que lo suavice. Por ejemplo: si hay un almohadón de color rojo en una habitación, es necesario que en algún sector de ese mismo ambiente haya un elemento del color que lo equilibra, es decir, azul.

Color         Se contrarresta con...        Se suaviza con...        Se equilibra con...

Rojo           Verde                                  Rosa                           Azul
Naranja      Azul                                    Verde suave                 Gris
Amarillo     Turquesa                             Verde y blanco             Anaranjado
Azul           Naranja                               Verde                           Rojo o Púrpura
Verde         Marrón                               Verde claro                   Índigo
Blanco       Negro                                  Plateado                      Cualquier otro color
Índigo        Naranja                                Rosa                           Verde
Violeta       Naranja                               Rosa                            Blanco y dorado
Gris           Rojo o anaranjado                Plateado                      Negro o blanco
Negro, blanco o gris. Se contrarresta, se suaviza y se equilibra con cualquier otro color.

No hay comentarios:

Publicar un comentario