jueves, 17 de junio de 2010

El secreto de la ley de la atracción



Altamente codiciado, oculto, perdido, robado y comprado por grandes sumas de dinero, se ha transmitido en todas las eras. Este Secreto milenario lo han conocido algunos de los personajes más destacados de la historia: Platón, Galileo, Beethoven, Edison, Carnegie, Einstein, así como muchos otros inventores, teólogos, científicos y grandes pensadores.
Ahora El Secreto se revela al mundo.

“Como es arriba es abajo. Como es adentro es afuera”
La Tabla de Esmeralda, circa 3000 A.C.


El Secreto es la Ley de la Atracción. Esta ley universal se puede encontrar en muchos de los textos más antiguos de la humanidad, grabada en piedra en el año 3000 A.C., prácticamente todas las religiones la han transmitido por medio de relatos. Esta es la ley más poderosa del Universo y grandes poetas, músicos, artistas o filósofos ya la conocían y la llevaban a la práctica.
La ley responde a tus pensamientos, sean los que sean. Nuestros pensamientos generan energía electromagnética y actúan como imanes. Este poder magnético es uno de los más fuertes. A nivel mental, lo semenjante atrae a lo semejante. Seguro que alguna vez has escuchado alguna canción que luego no podías parar de cantar o repetir en tu mente. Seguro que alguna vez has pensado en alguien y casi inmediatamente has recibido una llamada de esa persona o te la has encontrado por la calle. Seguro que si piensas que algo malo te puede ocurrir, tarde o temprano te ocurrirá algo negativo. ¿Por qué no invertir ese tipo de pensamientos negativos por positivos? ¿Tán dificil es?
Uno de los pasos más importantes a seguir para atraer a tu vida lo que deseas es mantenerte firme en tus pensamientos y tener bien claro lo que quieres en tu vida. ¡Tus pensamientos se materializan en objetos! Deja que éste pensamiento penetre en lo más profundo de tu conciencia.
Los estudios demuestran que los pensamientos tienen una frecuencia que es enviada al Universo y funcionan igual que las ondas de radio, que llegan a nuestro receptor AM o FM, y tenemos que sintonizar para encontrar nuestra emisora favorita. Sintonízate con pensamientos positivos para atraer positividad en tu vida. Las imágenes que recibes de la transmisión de tus pensamientos son las imágenes de tu vida. Es así de sencillo.
Si te detienes y reflexionas, te darás cuenta que muchas personas se centran más en lo que no quieren que en lo que quieren. Y tú, ¿en qué te concentras? La atención, la concentración y la calma son claves para atraer lo que piensas. Por lo tanto, mantén tu enfoque concentrado en lo que quieres de verdad. No pienses ni hables ni actúes ni enfoques tu energía del pensamiento en lo que no quieres (enfermedad, dolor, tristeza, desdicha, escasez, desamor, etc…). La ley de la atracción forma parte de la naturaleza del Universo. Totalmente impersonal, no cabe en ella la separación dual entre bueno o malo. Recibe tus pensamientos y los devuelve en experiencia de la vida. Quieras o no, la ley de la atracción actúa. Seas consciente o no, el poder de tu pensamiento se manifestará.


“La física cuántica empieza a orientarse hacia este descubrimiento. Nos dice que no podemos tener un Universo sin una mente y que la mente da forma a todo lo que percibimos.”
Doctor Fred Alan Wolf, físico cuántico y escritor.

Podemos tener más de 60.000 pensamientos al día. ¿Cómo puedo controlar esa cantidad de pensamientos? Eso sería totalmente agotador. De hecho, son nuestros sentimientos los que nos ayudarán a tener éxito. Los sentimientos son la mejor herramienta para transformar nuestra vida. Ellos nos dicen rápidamente lo que estamos pensando y por lo tanto, necesitamos ser conscientes de cómo nos sentimos para comprender qué tipo de pensamientos tenemos. Tú eres el único que sabes cómo te sientes. Tú eres el único que tiene el poder de cambiar tus sentimientos.

“A cada paso creamos nuestro propio universo.”
Winston Churchill, estadista, historiador, escritor, militar y primer ministro británico.

No existe mayor poder en el Universo que el poder del amor. Éste sentimiento es la frecuencia más elevada que puedes emitir (y no solo con la mente, sino con todo el cuerpo). La ley de la atracción es la ley del amor. Dando amor, el mayor beneficiario eres tú. Si perjudicas a otros con tus pensamientos, solo te estarás perjudicando a ti mismo. Así, cuanto más amor sientas y emitas, mayor es el poder que estás utilizando. Creer es crear. Solo necesitas seguir tres sencillos pasos.

“Da el primer paso con fe. No tienes por qué ver toda la escalera. Basta con que subas el primer peldaño.”
Martin Luther King,  pastor estadounidense de la iglesia bautista.

El primer paso es pedir. Pedir lo que verdaderamente uno quiere, con afirmaciones positivas, como si ya lo tuvieses en tus manos. Si dudas o no lo tienes claro, no obtendrás lo que deseas ya que la confusión detiene el proceso creativo.
El segundo paso es tener fe en que lo que quieres ya es tuyo. Has de actuar, hablar y pensar como si ya lo estuvieras recibiendo ahora. Debes creer que ya lo has recibido. Cómo sucederá es cosa del Universo. No te preocupes del cómo. Piensa que ya lo tienes.

“La imaginación lo es todo. Es el avance de lo siguiente que atraerá la vida.”
Albert Einstein, físico alemán.

El tercer paso es recibir. Agradece al Universo su regalo como si ya estuviese en tu poder. No te quedes paralizado por el cómo, el cuándo, el dónde o el porqué. Simplemente siéntelo como si ya fuese tuyo y agradécelo.
Todo lo que se ha inventado o creado a lo largo de la historia ha surgido de un pensamiento. La gratitud es una parte fundamental de las enseñanzas de todos los grandes avatares de la historia. Es imposible atraer más cosas buenas a tu vida si no estás agradecido por lo que tienes. Siéntete agradecido por lo que tienes ahora.

“Todo lo que somos es el resultado de lo que hemos pensado.”
Buda, figura religiosa sagrada del budismo y el hinduísmo.

La visualización de tener ahora las cosas que más deseas es tan poderosa porque creas imágenes en tu mente viéndote con lo que quieres y así se generan sentimientos de tenerlo ahora. No tienes que visualizarte consiguiéndolo, sino que tienes que verte ya con ello sintiendo gratitud. El cómo aparecerá a raíz de un compromiso y una creencia en el qué.

“No puedo decir lo que es este poder. Lo único que sé es que existe.”
Alexander Graham Bell, científico, inventor y logopeda británico.

Todo pensamiento, sentimiento o emoción negativos bloquean que lo bueno llegue hasta ti y eso incluye el amor de tu vida, el dinero o la prosperidad en general. No pienses que necesitas dinero o amor, porque el Universo continuará enviándote esa necesidad. Debes tener más pensamientos y sentimientos de abundancia que de carencia y habrás compensado la balanza. Tu deber es pedir, creer que estás recibiendo y sentirte feliz ahora. Deja los detalles de cómo sucederá al Universo.

“Aquello a lo que te resistes persiste.”
Carl Jung, médico psiquiatra, psicólogo y ensayista suizo.

Nos han enseñado que para ganar dinero hay que trabajar mucho. Deshazte de ese tipo de pensamientos. Sustituye esa forma de pensar por “el dinero viene fácilmente y con frecuencia. Gracias.” Dar es una acción muy poderosa para atraer. Tener la mano cerrada y no dar paraliza el flujo de prosperidad hacia ti. Abre la mano y da para poder recibir.

“La buena noticia es que cuando decidas que lo que sabes es más importante que lo que te han enseñado a creer habrás cambiado de velocidad en tu búsqueda de la abundancia. El éxito viene de tu interior, no de fuera.”
Ralph Waldo Emerson, escritor, filósofo y poeta estadounidense.

Hay una gran mentira que es la mayor enfermedad de la humanidad. Creer que no hay suficiente para todos, que existen las carencias, las limitaciones o que no hay bastante. Esa forma de pensamiento hace que las personas tengan miedo, avaricia o tacañería. El mundo entero vive en esa falsa pesadilla. Hay que comenzar a cambiar ese pensamiento. Debemos sentir, ver y creer en la abundancia. No debemos permitir limitar nuestros pensamientos o sentimientos. La mente es ilimitada y la física cuántica nos habla de que todo es energía: tú, el océano, el Universo.

“La energía no se crea, siempre existe, y no se destruye, solamente se transforma por medio del pensamiento o voluntad de quien la maneja.”
Albert Einstein, físico alemán.

Pensar en las cosas malas que te han ocurrido en el pasado, no haces más que atraer dificultades al presente. Libéralo todo, olvidando las cosas negativas del pasado. Vuelve a recrearlas en tu mente como te hubieran gustado que ocurriesen. Hazlo por ti. Si guardas rencor o culpabilizas a alguien por algo que te ha ocurrido en el pasado, sólo te estás perjudicando a ti mismo. ¿No lo crees? Puedes conseguir todo lo que te propongas, pero deberás eliminar todo lo negativo de tu mente. Si piensas que no puedes, debes comenzar a pensar que puedes conseguirlo.

“Tanto si crees que puedes como si crees que no puedes, estás en lo cierto.”
Henry Ford, fundador de la compañía Ford Motor Company.

Toda tu fuerza reside en tu capacidad de ser consciente de ese poder y en retener ese poder en tu conciencia. Cuando eres plenamente consciente, vives el presente y en el “ahora”  es donde controlas tus pensamientos, ese es el poder de la ley de la atracción. La verdad es que el Universo te ha estado respondiendo durante toda tu vida, pero no puedes recibir las respuestas a menos que seas plenamente consciente de las mismas. Todo lo que queremos, sea lo que sea, está motivado por el amor. Para atraer lo que queremos, hemos de transmitir amor y para transmitir esa realidad primero debes quererte a ti mismo. Debes enfocarte en la presencia que hay en tu interior. No te enfoques en lo externo.
Quiérete ahora. Sé feliz ahora. Esto es lo que has de hacer ahora.
¡Que la felicidad sea contigo!

Ideas y textos extraídos de “El Secreto”, Rhonda Byrne.



No hay comentarios:

Publicar un comentario