jueves, 2 de enero de 2014

Ingredientes naturales para la higiene


La naturaleza ofrece todo lo que el cuerpo necesita para su higiene. Algunos productos naturales con propiedades interesantes para la piel se encuentran habitualmente en la cocina y otros, en herbodietéticas. Pueden aplicarse directamente o formando parte de las fórmulas caseras.


Algunos ejemplos:

Avena. Posee efecto nutritivo y suavizante sobre la piel. En forma de copos y harina se utiliza como limpiador facial.

Aceite esencial de limón. Actúa como desinfectante y restaura la acidez natural de la piel. Un baño con diez gotas de aceite esencial disueltas en el agua tiene efectos inmediatos.

Yogur. Es un magnifico limpiador de la piel grasa y ayuda a descamar las células muertas. Sirve como ingrediente de mascarillas, cremas hidratantes y acondicionadores del cabello.

Arcilla. La aplicación de mascarillas favorece la absorción de grasa y la eliminación de toxinas.

Aloe vera. Es antiinflamatorio y analgésico, por eso resulta tan adecuado tras la exposición al sol. También es un eficaz regenerador, cicatrizante y antiséptico.

Aceite de almendras Suavizante e hidratante, previene la aparición de estrías. También se usa directamente sobre los cabellos secos, pues los nutre y les aporta brillo y suavidad.

Manteca de karité. Protege la piel de las agresiones ambientales. Es ideal como crema solar y se puede aplicar sobre los labios y bajo los ojos. Es muy aconsejable para las pieles secas.

Aceite de caléndula: Ideal para las pieles sensibles, como la de los niños y, en general, se utiliza para hidratar, evitar irritaciones y rozaduras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario