martes, 8 de febrero de 2011

Biodanza

La Biodanza es un sistema orientado hacia el descubrimiento, fortalecimiento y expresión de los potenciales humanos en profunda conexión con el todo, con uno mismo y con los demás. Su metodología consiste en inducir vivencias integradoras por medio de la música y el movimiento, estimulando cinco líneas de vivencia: vitalidad, sexualidad, creatividad, afectividad y transcendencia. Recuperaremos el sentimiento de sacralidad de la vida y el goce de vivir y, a través del disfrute y el placer, encontraremos la manera de sentirnos vivos.


Os invitamos a participar en una clase abierta y gratuíta de Biodanza.

Sábado 19 de febrero.
De 12 a 14 h.

Impartida por Erika Cervera, con tres años de formación en la escuela de Biodanza de Valencia, junto con didactas de diferentes partes del mundo, la clase tendrá lugar en la Sala Flotant, C/ Barón de Patraix, 5, Valencia (entre la calle Cuenca y la avenida Tres Forques). Puedes acceder en bus (números 11, 71, 89 ó 90) o en metro en la parada Patraix/Jesús.
Para más información puedes llamar al 609 611 229 o enviar un e-mail a: corasondebio@gmail.com

Origen e historia de la biodanza

El prefijo "BIO" tiene su origen en el término griego bios que significa VIDA. La palabra "DANZA", de origen francés, significa movimiento integrado y con sentido. Así se construye el término Biodanza, una metáfora que significa la "Danza de la Vida".
Antes que un espectáculo, la danza es un movimiento profundo que nace en el íntimo del nuestro ser. Por lo tanto, danzar es asumir en nosotros el movimiento de nuestra propia manera de ser en el mundo.
Biodanza es un sistema creado por Rolando Toro, psicólogo y antropólogo Chileno, hace cerca de 40 años, que se inspiró en fuentes antropológicas y etológicas. Los fundamentos teóricos de la Biodanza provienen de la Biología, ciencia de la vida.
Toro realizó experiencias clínicas con pacientes psiquiátricos para verificar las vivencias que la música puede inducir en las personas. Llegó a la conclusión de que cada perturbación requiere unos determinados estímulos musicales y que la música tiene un poder curativo capaz de modificar estados físicos y emocionales crónicos.
La investigación se desarrolló a lo largo de 25 años de confrontación con la realidad, hasta llegar a la elaboración de un modelo teórico científico, de carácter biológico, que, partiendo del potencial genético inherente a los seres humanos, propone unas líneas de vivencia, o necesidades vitales diferenciadas, que las llamó líneas de Vitalidad, Sexualidad, Creatividad, Afectividad y Trascendencia, que permiten y estimulan el desarrollo de dicho potencial genético.
En resumen, lo que se propone con la Biodanza es que cada persona paulatinamente sea responsable de su propio crecimiento personal, que sea capaz de integrar todos estos aspectos en su vida cotidiana, que pueda crear nuevas motivaciones para vivir y sobretodo que mantenga un estilo de vida basado en la salud y bienestar.
 Extraído de "En buenas manos"



No hay comentarios:

Publicar un comentario